domingo, 21 julio, 2024

Recapturan a los pumas que se escaparon del Güira Oga Error al cargar el medio

Se trata de dos hembras rescatadas de caza furtiva. Una fue recapturada por la mañana; y la otra por la tarde

Ayer por la mañana el Centro de Rehabilitación y Cría de animales Güira Oga, de Puerto Iguazú, anunció su cierre al público por tareas de mantenimiento, sin embargo más tarde se supo que el personal estuvo abocado en la búsqueda y recuperación de dos pumas hembras que fueron criadas desde bebé allí, tras haber sido rescatadas. Uno de los ejemplares fue recapturado en horas de la mañana y el otro felino, por la tarde tras una intensa búsqueda.

A través de un comunicado informaron que el Centro de Rescate de Fauna Silvestre Güirá Oga, permanecerá cerrado durante los próximos días debido a la fuga de pumas del recinto principal. La medida se tomó tras advertir que estaba roto el candado de un portón que no se utiliza diariamente y que sólo se ocupa en algunas oportunidades para ingresar elementos voluminosos como grandes troncos y ramas para el enriquecimiento del recinto.

El 27 de mayo personal de limpieza que se encontraba realizando sus tareas, a última hora de la tarde cuando observó esa puerta abierta y el candado en el suelo con evidentes signos de golpes. “En el lugar, comprobamos la falta de los animales, dos pumas hembras, que habían sido criadas en nuestro refugio desde bebés, habiendo sido rescatadas por guardaparques del Ministerio de Ecología a cazadores furtivo”; indicaron. Inmediatamente activaron protocolos de contingencia para tal fin; lo primero que se realizó fue la evacuación de todos los visitantes que en ese momento se encontraban recorriendo y a todo el personal no afectado al área de manejo del refugio. Se comunicó a Parques Nacionales, Ministerio de Ecología, Policía Provincial, Ejército Argentino, miembros de la comunidad Fortín M’borore y vecinos inmediatos al refugio. Mientras tanto el personal veterinario, técnicos y cuidadores de animales procedieron a ubicar a los pumas, donde se pudo observar a uno de ellos cerca del recinto y se logró su captura por medio de dardos anestésicos; explicaron

Güira Oga, desde el primer día de su fundación siempre contempló la seguridad ante todo, no solo de los animales alojados, sino también la del personal involucrado en su cuidado

Todos los recintos existentes, hasta el de pequeñas e inofensivas aves, tienen un sistema de doble puerta de seguridad y mientras el cuidador no cierra una puerta no puede abrir la otra. Para el recinto de pumas se extremaron las medidas de seguridad y es por ello que su manejo siempre estaba a cargo de dos personas quienes conocen perfectamente el mecanismo. Lo ocurrido será investigado profundamente paradeterminar las causas de este hecho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *