Provinciales

Cansado de no poder trabajar, quinielero armó su propia cabina en Eldorado

Por más de un mes, el gobierno dispuso la suspensión de los sorteos del Iplyc con el aislamiento social preventivo y obligatorio. Los primeros días de mayo retomaron las actividades en la Sala de Sorteos y, con ello, las agencias de quinielas y vendedores.

Jorge Zotto, un trabajador quinielero del kilómetro 8, planificó su vuelta con la construcción de una cabina en la vereda como medida de prevención y salubridad. El hombre trabaja vendiendo quinielas en la vereda de avenida San Martín a la altura del kilómetro 8.

Para retomar su actividad de manera segura, construyó una cabina con maderas, a la cual recubrió con una lona plástica transparente. Desde allí atrás atiende a diario a más de una veintena de clientes.

“Planifiqué esto para estar seguro y mantenerme aislado de los clientes y transeúntes, ya que trabajo en la vereda”, explicó el vendedor ambulante de quinielas a Infocuatro.

Además contó que los jugadores que se acercan quedan sorprendidos al verlo en su nueva cabina. “Me felicitan por la medida que tomé por la seguridad de ellos y mía también”, sostuvo.

Desde este lunes, Zotto volvió a su punto de venta de siempre luego de más de 50 días de inactividad. El hombre, con creatividad y compromiso, logró que volver a vender quiniela en la calle sea seguro para todos en este contexto de Pandemia.

(fuente:La voz de misiones)

Comment here